20 agosto 2006

Hagamos de la Corrupción una HISTORIA que contar

y no un cuento para la HISTORIA

"La corrupción de los pueblos nace de la indulgencia de los tribunales y de la impunidad del los delitos. Sin fuerza no hay virtud y sin virtud perece la Republica" -Simón Bolívar-

Por: Jorge Mier Hoffman


Desde hace algún tiempo hemos venido debatiendo sobre la corrupción que parece galopar sobre la moral bolivariana que nos merecemos los venezolanos, como una gangrena que parece infestar todas las instituciones públicas, privadas y hasta eclesiásticas; ya que corrupción no sólo es apropiarse de lo indebido ni del robo vulgar como generalmente la percibimos como delito, sino que es un conjunto de acciones y actitudes que transgreden la moral pública, contaminan el ambiente nacional, enrarecen la paz ciudadana y vulneran las instituciones del Estado... Corrupción no sólo es violentar el marco legal de manera descarada o con subterfugios leguleyos, ni es un hecho imputable solamente al sector público…

Corrupción en todo lo contrario a la moral ciudadana, la cual podemos resumir en mil casos..!

Destinar el presupuesto a otras áreas para lo que fue aprobado; usar, prestar, arrendar o disponer de manera discrecional los bienes del Estado; el nepotismo que groseramente encontramos en las instituciones pública; el favoritismo en contrato de adquisiciones, obras y servicios; la ineficiencia y la desidia en el cumplimiento de las obligaciones de un prestador de servicio; la indiferencia ante hechos que dañan el patrimonio público; no cumplir con el mantenimiento y dejar que las cosas se deterioren; la falta de licitación, el sobreprecio, el peculado y el robo; denigrar del Cargo con actuaciones inmorales o impropias de la conducta de un servidor público privado o eclesiástico; amparar, defender o justificar al corrupto; incitar o hacer cosas para obtener un beneficio personal; incumplir con los Contratos Laborales; la extorsión laboral, el abuso, el incumplimiento de los pagos y reivindicaciones a que tienen derecho los trabajadores; la desidia y la inobservancia en resguardo de los bienes públicos; en fin, todo aquello que haga una persona de manera directa, indirecta o por la intermediación de otros, con la finalidad de romper la regla y el normal desenvolvimiento de la sociedad que, en su condición de persona natural, usa y abusa del cargo para violentar las reglas morales e incumplir la Ley para beneficio propio o de otro.

Podemos resumir, que éstos actos impropios de la conducta social adquieren la condición de CORRUPCIÓN cuando el delito está tipificado en la Ley, pero que trascienden hacia un grado superior de IMPUNIDAD cuando no hay castigo

IMPUNIDAD es exponer un nivel de vida que no se corresponde con los ingresos… IMPUNIDAD encontramos en concejales, diputados, ministros, directores y militares, que ostentan, de manera grosera y dispendiosa, un lujo y confort como resultado de favores y beneficios mal habidos… IMPUNIDAD son esos negocios y empresas donde aparece un familiar, un amigo o un testaferro, con el objeto de justificar lo injustificado: El Robo y la Apropiación Indebida… IMPUNIDAD es lo que manifiesta groseramente Carlos Andrés Pérez, Jaime Lusinchi, ministros, directores, clérigos, sindicalistas de la CTV y politiqueros, que nunca en su vida han hecho otra cosa que vivir de la política, donde inclusive encontramos gobernadores como Morel Rodríguez, que transpira una inmensa fortunas y poder, no obstante que en su trayectoria personal sólo fue maestro, adeco y gobernador; o como Eligio Hernández, alcalde del Mariño en Porlamar, que ostenta inmensas riquezas, y en siete año ha ocupado los cargos de vigilante, chofer, concejal y alcalde… Es la IMPUNIDAD lo que alimenta la anarquía… Es la IMPUNIDAD lo que llama a la intolerancia social… Es la IMPUNIDAD lo que anarquiza la revolución con golpistas ilesos y nuevamente conspirando… Es la IMPUNIDAD lo que enerva la opinión pública, invita al debate estéril y tiene inmerso a la sociedad en las profundidades de la rabia y la frustración, ante el mutismo cómplice que muestra el Poder Moral (Fiscalía, Contraloría, Defensoría), como otra variante de la corrupción…

Decía Bolívar:

"La impunidad de los delitos hace que estos se cometan con más frecuencia; y al fin llega el caso en que el castigo no basta para reprimirlos"

Cuando no hay ideales, las revoluciones no se combaten con balas de plomo sino con balas de dinero

IMPUNIDAD es lo que vivimos el 11 de abril del 2002 que dejó libre a los golpistas, lo que drenó las bases revolucionarias con tantos traidores, y lo que pasó en Ramo Verdes para liberar a los Farías y a Carlos Ortega… La corrupción está allanando el camino para la contrarrevolución que se fortalece con la IMPUNIDAD.

"La corrupción se ha convertido en un problema de salud revolucionaria… y la IMPUNIDAD una gangrena que debe ser extirpada a cualquier precio"

"Guerra a la corrupción" es un eslogan que hemos escuchado una y otra vez en los últimos 50 años, sin que exista al menos un "chino" preso, como el famoso caso RECADI, donde los ladrones viven su exilio millonario en playas de Montecarlo, como el caso de los Dimase dueños del Banco Construcción que como se recordará, huyeron del país cuando la quiebra de las principales instituciones financieras del país en 1995, y cuyo poder es tan omnipotente por los miles de millones de dólares robados a la nación, que no sólo han desaparecido los expedientes de PTJ, la Fiscalía y los Tribunales, sino que desaparecieron las páginas WEB de Internet, como si esa familia ni el banco nunca existió… Increíble pero cierto..!

Ya lo advertía el Padre de la Patria:

"La corrupción de los pueblos nace de la indulgencia de los tribunales y de la impunidad del los delitos. Sin fuerza no hay virtud y sin virtud perece la Republica"

Aleccionadotas palabras del Libertador que, más que invocar en momentos de reflexión de elocuentes discursos, debemos convertir en práctica revolucionaria como escribió Alberto Sanabria:

"Cualquier carta de Bolívar es modelo de enseñanza y compendio de nobles ideas y de brillante iniciativa, que deberían tener como ejemplo los actuales gobernantes de América"

Si somos consecuentes con el Ideal Bolivariano, debemos instrumentar con hechos las aleccionadoras palabras del Libertador, para organizar los Tribunales Populares Anticorrupción que acaben de una vez por todas la IMPUNIDAD, donde el corrupto es culpable hasta que demuestre lo contrario; es decir, que la "Carga de la Prueba" o la condición de inocencia deba ser demostrada por el corrupto… Así lo advirtió Simón Bolívar:

"La Hacienda Nacional no es de quien gobierna. Todos los depositarios de vuestros intereses deben demostraros el uso que han hecho de ellos. Es el deber de todo ciudadano vigilar sobre la legítima inversión de las rentas públicas en beneficio de la sociedad y para el gobierno nada será más útil ni más satisfactorio que corregir los abusos de la administración... Que se acuse a cuantos cometen faltas y todo se corregirá... Yo seré el primero"

Un ejemplo de esta advertencia de Bolívar lo constituye la reciente experiencia de la trasnacional OLIVETTI: "Durante el pasado gobierno de Silvio Berlusconi, se supo que la mundialmente empresa italiana sobornó para obtener jugosos contratos… El pueblo italiano seguía el desarrollo de los acontecimientos de la Olivetti, hasta que un tribunal absolvió a los directivos, no obstante las pruebas irrefutables presentadas por la Fiscalía… La Corrupción Judicial cobraba a nuevas víctimas para que todos salieran ilesos… Pero la moral pública no tiene precio..! De los colegios fueron expulsados los hijos de uno de los directivos… A su esposa le cerraron las puertas de los clubes y círculos sociales que frecuentaba… Los vecinos se volteaban cuando los veía llegar; y los restaurantes hacían cumplir la norma "Se Reserva el Derecho de Admisión"… en fin, la Justicia Popular condenaba al culpable que compraba jueces pero no conciencia… Acorralado por la pena social, el directivo se suicidó para lavar la moral de su familia… Al saberse de la muerte del corrupto, de inmediato fueron levantadas las barreras sociales, y sus hijos y esposa volvieron a la normalidad"

Un buen ejemplo, para aquellos que agasajan, adulan y festejan a tantos corruptos que se pasean con total IMPUNIDAD entre nosotros

Por: Jorge Mier Hoffman
tedejo@cantv.net

1 comentario:

  1. Nardy Rebeca De Delgado Briceño8:45 p.m.

    Sobre este tema, voy a contar un caso que me ocurrió este fin de semana.

    Estando en la zona de Guatopo, más allá de la Universidad Simón Bolívar, para devolverme a mi casa, tomé un jeep equivocado que me llevó hasta más allá de La Mata, un pueblito agrícola olvidado del diablo (del nombre no me acuerdo) que sobrevive por inercia, pero que tiene un alcalde con una camioneta de muchísimos millones de bolívares, y se fué a pasar el mes de vacaciones de los niños en disneiguor.

    Allí no existe barrio adentro, mucho menos mercal, ni misión robinson, ni siquiera una escuelita bolivariana para decir que el proyecto bolivariano está en marcha. ¿Y la población que dice? por supuesto, odia a Chávez, porque cómo es posible que no venga a taparle los huecos a las calles, o permita que los jóvenes se estén perdiendo en las esquinas bebiendo aguardiente y preñando a las niñitas que andan como locas en minifalda aburridas sin nada que hacer. Estas personas tienen que bajar a Baruta a comprar, teniendo las tierras más fértiles que alguna vez existieron, pero compran todo hecho en Baruta, y por supuesto, la iglesia está en el centro del pueblo, esperando a la grey que día a día se baja de la mula para que el cura los lleve al cielo.

    Allí no hay culltura política, las personas, nobles, trabajadoras, sencillas, no saben como organizarce para exigir sus derechos.

    Recuerdo una conversación sobre la revolución cubana donde los estudiantes se desplegaron por todo el país, llevando la alfabetización a todos los rincones.

    Es muy inquietante que tan cerca de Caracas, pueblos agrícolas estén tan desasistidos de lo más elemental, las mujeres trabajan en las mansiones de los alrededores, lavando y planchando, los hombres salen temprano a sembrar lo poco que conocen, y los niños quedan solos sin orientación. Y ¿el adminsitrador de los dineros públicos? pues agradeciendo que lo pusieron donde hay.

    Pero eso no sería tan malo, si tuviéramos además de los ideólogos de la revolución, brigadas de supervisión supranacional a la que se le rindiera cuentas de como se administran los dineros públicos en pueblos así.

    Me gustaría que en la práctica se enviara gente a esas comunidades a ayudarlos a organizarce, porque son la sal de la tierra venezolana que se muere de mengua por desidia de los gobernantes.

    Igual me pasó en el llano, del nombre no me acuerdo, pero se que es en Guárico, una familia que fuí a visitar que vive en las peores condiciones, en un estado tan rico que si se le diera asistencia técnica a los campesinos, la revolución avanzara más rápido.

    Lo que quiero dar a entender es que hay mucha retórica, mucha literatura sobre la corrupción, pero si no se lleva a la práctica tanta palabra bonita,hay mamá!

    Saludos desepcionados,

    ResponderEliminar

Los comentarios sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Son moderados y nos reservamos el derecho de publicación.